Biblioteca Nacional de Santiago, Chile

 

Los trabajos realizados se han concentrado, en esta primera etapa, en los lucernarios que permiten el paso de luz a las salas principales de la biblioteca, incluidas la cúpula que corona la fachada principal y la que ilumina el Salón Bicentenario. La intervención era necesaria para garantizar la estanqueidad del edificio, que presentaba abundantes goteras y filtraciones de agua por envejecimiento y degradación de las estructuras metálicas, junto con roturas y deficiencias en el sellado de los vidrios, sometidos a constante estrés térmico.

En los trabajos en cubiertas, las condiciones climatológicas y características de la ubicación, nos han obligado a extremar las medidas de seguridad, tanto en el exterior como al interior del edificio, al haberse mantenido la actividad normal de las salas intervenidas durante todo el proceso. En la restauración se han rectificado los defectos de la estructura y se ha aplicado una capa de anticorrosivo y pintura de recubrimiento de poliuretano, colocándose los nuevos vidrios armados de seguridad, con filtro de control solar (infrarrojos y ultravioletas) sellados con adhesivo estructural de silicona.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies